¿Es el Tesla Model S el nuevo coche de los toreros?